Abdala Oviedo. El paraguayo con los backstage passes

28 agosto, 2019

El fotógrafo e influencer de 31 años se caracteriza por recorrer las pasarelas internacionales capturando a íconos de la moda mundial, generando un engagement con el público digital, de una manera innovadora para el mercado paraguayo.

Por Kate Reichardt | Fotos Guillermo Fridman

Abdala Oviedo se inició en el mundo de la fotografía a los 18 años, tras ganar el primer puesto en un concurso. Fue a especializarse a Buenos Aires y desde entonces, no soltó la cámara.

Como influencer, utiliza las redes sociales para compartir los eventos a los que asiste, así como sus tips, consejos y vida diaria.

“Actualmente, soy el único fotógrafo paraguayo que va cada año a los fashion weeks internacionales, incluyendo los de Londres, París y São Paulo. Voy variando en cada temporada, pero al New York Fashion Week siempre asisto, haciendo fotos backstage. Gracias a ello, conocí a it-girls, como Gigi Hadid y Kendall Jenner; y diseñadores de la talla de Jeremy Scott y Tommy Hilfiger”, relata.

¿Qué es la moda para vos?

Voy a decir un cliché, pero es como una puerta de expresión para cada uno, ya que no todos vemos las cosas del mismo modo. Cada uno trata de buscar su forma de expresarse y, gracias a las tendencias, va encontrando también algo que lo caracteriza.

¿Algún trabajo que te marcó?

En lo personal, ver mi trabajo publicado en Harper’s Bazaar Latinoamérica.

A lo largo de tu carrera, ¿cuáles fueron los obstáculos que te sirvieron para sobresalir, finalmente?

Lograr la aceptación de la gente, que entendiesen que quería ser un fotógrafo de nivel internacional. Todos pensaban que ser fotógrafo significaba abrir un estudio y empezar a hacer producciones, pero nunca soñé con eso; yo siempre quise hacer fotos fuera del país. Justamente, lo que hago ahora con los fashion weeks.

¿Creés que la moda es un factor que puede incidir en lo social?

Acá los diseñadores y artistas trabajan con mucho temor a no ser aceptados. Mucho tiempo dije que haría lo que todos quieren, pero luego llegás a un punto, en el cual pensás “bueno, yo no soy así” y comenzás a dar la cara. Es entonces cuando las cosas empiezan a cambiar.

Todos debemos buscar ser agentes de cambio, si realmente creemos en alguna causa. Podés tener 100 o 100 mil seguidores en una red social, pero el impacto será el mismo, si la causa es buena. Resultará un efecto dominó, en el cual ese pequeño granito que aportás terminará siendo algo grande.

Hablanos de tus próximos proyectos…

Estoy incursionando en el mundo de los podcasts; amo escucharlos cuando salgo a caminar o cocino en mi departamento. Como casi no hay podcasts en español, una amiga y yo decidimos comenzar a grabar contenido interesante.

Hay mucho por innovar aún y la moda no es solo ropa; moda también es tendencia y todo cuanto consumimos en el momento, lo contemporáneo.